TUBO DEL DURO Y DIEDRO CENTRAL DE DOS HERMANAS - PEÑALARA

La segunda parte de la temporada de nieve 2015-2016 como suele ser habitual cuando la primera es tan desastrosa como la que hemos vivido, está saciando en buena medida el disgusto que la imposibilidad de sacar el equipo de invierno nos produjo hace unos meses… La cuestión es que casi a mediados de abril encontramos los corredores de la Sierra de Guadarrama en inmejorables condiciones y la energía acumulada nos lanza a nuevas aventuras en las que tenemos que debatirnos entre el incomparable placer de los descensos de esquí y las ascensiones más comprometidas.

Una vez más estamos a las 7,30 h. en el aparcamiento de Cotos, hoy con la idea de encadenar un par de corredores que nos van a permitir escalar en nieve y hielo una buena longitud de metros, pese a lo limitado de estas montañas, en las que hemos aprendido y podemos pasarlo muy bien sin necesidad de chuparnos cientos de kilómetros de carretera, con lo que también ponemos nuestro pequeño granito para no contribuir al boquete que merma la capa de ozono del planeta.


La idea es hacer la corta aproximación al Circo de la Laguna Grande de Peñalara para encadenar el Tubo del Duro, en la parte baja de Dos Hermanas, con el Diedro Central, en su parte superior. Enseguida llegamos a la entrada del Tubo del Duro, muy cerquita del Refugio Zabala para comprobar que no nos lo va a poner fácil. La entrada es ya delicada, pues un imponente bloque cierra la entrada al corredor. Además, la salida también se ve entretenida, con una mezcla de roca, nieve y hielo que hará las delicias de nuestros piolets y crampones.

El Tubo del Duro es un corto corredor, de unos cuarenta metros, ancho pero muy espectacular, en el que podemos encontrar de todo. Dada su orientación y relativo encajonamiento es fácil encontrar hielo y nieve dura. El bloque de entrada, que en otras condiciones puede ser bastante más fácil, debe superarse por la izquierda, salvo que vayamos buscando la dificultad a tope y tengamos lo que hay que tener para afrontarlo por la derecha. En las rocas de la izquierda del bloque podemos asegurar en fisuras ciegas con un clavo blando, y completar la reunión con un friend del dos bajo el bloque. Así lo hacemos y aprovechando algún escalón en la roca del lado izquierdo para meter los crampones nos impulsamos hasta pinchar nieve dura con los piolets para salir sin problemas traccionando (IV). Es un paso cortito que nos deja en una rampa de nieve de unos 50º por la que subimos con seguridad unos veinte metros, hasta alcanzar el calorcito del sol y montar reunión en las rocas de la derecha para afrontar los siguientes 20 metros. No es necesario parar pero lo preferimos así porque se ve que la salida va a tener su guasa. En este tramo es posible asegurar sin problemas en rocas fisuradas a ambos lados del corredor.


Para salir del tubo se presentan tres opciones claras. Por la izquierda un pequeño corredor encajonado parece ser la opción más fácil. Además, se trata de la zona más umbría y por tanto en la que encontraremos la nieve en mejor estado. Por el centro una pequeña cascada escalonada de hielo y nieve parece la opción más vertical y entretenida. Finalmente, por la derecha, otro tramo de rocas, nieve y hielo se ve muy factible aunque ojo, porque si la nieve escasea es más difícil de lo que aparenta. Optamos por subir recto, hacia el centro, protegiendo antes de entrar en la pequeña cascada con un clavo blando, pues el estado del hielo no admite tornillo alguno. Unos metros por encima encontramos rocas para montar la reunión, no tan buena como nos gustaría, para recoger al compañero.


Ahora toca subir la ladera de Dos Hermanas hacia la parte superior. La opción más sencilla consiste en salir inmediatamente a la derecha para descender unos metros por nieve y retomar el corredor central, por el que antes accedimos al Tubo del Duro, que seguimos subiendo directamente hasta la entrada del Diedro Central. No obstante, como venimos con ganas de enredar, hacemos un poco de práctica alpina complicándonos la subida en un delicado zigzag hasta la entrada del Diedro, haciendo así tiempo para dejar su tiempo a una cordada que ya está ocupando la reunión con parabolts y anilla que, con un poco de suerte, podemos encontrar en su entrada.


Cuando llegamos al Diedro Central montamos la reunión como podemos, pues la oficial sigue ocupada, y empezamos la escalada. Si llevamos un tornillo es posible hacer una pequeña cascada de hielo bastante vertical, a veces formada, o bien entrar al diedro por la pala de nieve que hay a la izquierda, siendo esta la opción más habitual, hasta la mencionada reunión con parabolts. Al principio el diedro es muy abierto, más una canal de nieve de unos 50º con algún resalte para darle alegría. Así durante unos treinta metros, hasta una buena plataforma en la que puede montarse reunión.


Como llevamos cuerda de 60 metros seguimos sin parar unos metros hacia la derecha para enseguida ver el estrecho e inclinado diedro por el que discurren los últimos treinta metros de escalada. Aquí la inclinación aumenta considerablemente, hasta los 75º y la escalada se vuelve más seria y espectacular. Es un tramo mixto de hielo y roca que no nos dejará indiferentes. Como la cuerda, por sólo unos metros no nos da para llegar a las rocas cimeras de dos hermanas montamos la reunión con los piolets. Concluye así una actividad fantástica para entrenar otras más lejanas y que bien vale por sí misma para desquitarnos de los estreses diarios.


La vuelta a Cotos se hace sin problemas bajando por la cara sur de Dos Hermanas, dejando a unos cientos de metros a nuestra izquierda el bien visible Refugio Zabala, hasta enlazar con la pista cubierta de nieve que acaba en el aparcamiento sin posibilidad de pérdida, siempre que la niebla no nos juegue una mala pasada.

 Actividad realizada por Pablo Renedo y Pablo Parrón, el 9 de abril de 2016.

Datos prácticos:

Acceso: desde Madrid tomamos la A6 hasta la salida 39, donde tomamos la M-601 hacia el Puerto de Navacerrada. Al llegar al puerto sale una carretera a la derecha, la M-604, que en unos diez kilómetros nos lleva al Puerto de Cotos, donde hay un gran aparcamiento que no obstante, es fácil que esté lleno si no llegamos muy temprano, sobre todo cuando están abiertas las pistas de Valdesquí (72 kilómetros en total).

También se puede llegar al Puerto de Cotos en ferrocarril desde Madrid a Cercedilla y luego en un tren con encanto que nos sube al Puerto de Cotos (Renfe Cercanías). Igualmente puede consultarse la web de Autocares Larrea para llegar al puerto en autobús.

Dificultad: el Tubo del Duro tiene una inclinación de 60º y 40 metros de longitud, quizá algo más en la salida. Si no está completamente cubierto, un gran bloque tapa la entrada. Se supera más fácilmente por su izquierda (IV). La salida, si no está completamente cubierta de nieve presenta tres opciones, ya descritas en el texto. El Diedro Central de Dos Hermanas tiene una inclinación máxima de 75º, lo más difícil en los últimos metros, y una longitud total, contando desde la reunión con parabolts que hay a la entrada, de 60 metros justos. Además puede presentar varios resaltes no muy difíciles (máx. III+) pero muy verticales. En los dos corredores las condiciones pueden variar mucho según la cantidad y estado de la nieve, desde ser muy accesibles con sólo piolets y crampones, aunque no es lo más habitual, hasta ser escaladas de cierta envergadura.

Material: variable según las condiciones. Si no hay mucha nieve conviene llevar varios fisureros, un par de friends medianos-pequeños, y un par de clavos. Puede ser útil un tornillo de hielo corto. Cuerda de 40 metros mínimo, piolets y casco.

Tiempos: toda la actividad, desde la pradera de Cotos, ida, vuelta y ascensiones incluidas se hace sin problemas en una mañana.

Más información:
                                                              
- Guadarrama. Iniciación al alpinismo invernal, de Ángel Luis Manzaneque. Desnivel Ediciones. Pags. 17-20. Reseñas nos 13 (Tubo del Duro) y 14 (Diedro Central de Dos Hermanas).
- Guadarrama. Guía de Escalada, de Agustín Arranz y Miguel Barroso. Desnivel Ediciones. Págs. 225-226. Reseñas nos 8 (Tubo del Duro) y 11 (Diedro Central de Dos Hermanas).

No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Ayudanos a mantener la página!